.

4.7.06


Ayer sobre las 2 de la tarde en Madrid nacía Paula... 14 horas después en Sevilla moría Agustín. Esperábamos las dos cosas, desde hace dos semanas... las dos cosas me tocan de cerca pero de lejos, y no sólo en kilómetros. Sin embargo, te marca... aún teniendo el presentimiento de que las dos cosas pasarían a la vez. Qué casualidades tiene la vida.


6 comentaris:

Puck, el duende travieso ha dit...

La vida tiene esos juegos, te muestra lo mejor y lo peor. Cosas asi te explican de que se trata vivir, que es lo que sucede entre el nacimiento y la muerte, pero también se trata de nacer y morir. Siempre tenemos que alegrarnos de ello y sacarle el mejor provecho a todo.

Sonia ha dit...

Ya lo dice el dicho "una vida termina y una nueva comienza, es el ciclo de la vida"

felicidades por el nacimiento de la niña no dices si es prima, hija de prima o de amiga.

mis condolencias a tu madre sobre todo por el fallecimiento de su primo y a tu abuela por el de su nieto, por el hecho de ser una cosa esperada no la hace menos dolorosa quizas hasta sea lo contrario.

Besos a todos

USHER_1977 ha dit...

la yaya tiene que estar fatal... yo no puedo llamar por telefono que no va bien la linea... la ninya es de la sofia??... yo estoy pasando unos dias malos por la puela picada asi que si puedes dile a la mama que me pida hora para la semana que viene ah!! y que llego el martes a las 22 de la noche.. beso tata ah!! el cuadro muy guapo aunque triste

La dueña del castillo ha dit...

La vida tiene estas cosas, suceden a diario, lo mraro es que suceda en la misma familia.
No se que decir así que diré esa frase tan socorrida " te acompaño en el sentimiento" y tú decides en que sentimiento quieres ser acompañada en cada momento.
Lloraremos o reiremos, ¡quién sabe!

Lechuzo ha dit...

¿El destino? ¿Casualidad?
Hace tres años la boda de mi hijo se celebró, en Sevilla, a la misma hora en que, en un pueblo de Alicante, se celebraba el funeral de un hermano de mi mujer, muerto la tarde antes.A finales de mayo teniamos previsto el bautizo de María, hija de mi hijo, lo tuvimos que suspender, el día antes murió la viuda de mi cuñado y nos fuimos corriendo para asistir a su entierro.
Te mando un abrazo, Sònia,en estas circunstancias tan especiales para tu familia. Enrique

Namasté ha dit...

La vida, el azar, la casualidad... parece que todo es una mísma cuerda floja sobre la que bailamos.