.

8.1.07

Eduardo Noriega vuelve a estar desnudo por Barcelona... y da escalofríos!!! La verdad es que esos no son los sentimientos que debería despertarme (ni a mi ni a nadie, joer, que normalmente sería lo contrario), pero es que sólo a los expertos en markéting se les puede ocurrir volver a sacar la campaña en pleno invierno... joios!!! Ponedle un abrigo, o la camiseta amarilla... pero así pobrecillo va a acabar congelado... Y encima se te quitan las ganas de mirarlo (una pena, una auténtica pena), porque mi cabeza no es capaz de asimilar que sólo es una foto, con el frío que paso cada mañana y cada tarde-noche en el autobús...

De todas maneras, hay unos cuantos motivos más para que una se quede congelada estos días: que Bielorussia corte el suministro de petroleo a Polonia y Alemania por venganza; que webs proanorexia y bulimia sigan promoviendo verdaderas atrocidades; que Rajoy siga en la parra; que Otegui esté pirado/atemorizado/agilipollado; que padres sigan agrediendo a profesores... Hoy me permito la chuleria de ni siquiera dejaros los links... no hace falta, cualquier periódico sirve de ejemplo...

Q'asquito por dios!

4 comentaris:

javierM ha dit...

Es más, puedes incluso utilizar los periódicos para calentarte.

alvaro ha dit...

... asquito asquito del güeno... o mejor dicho.. del malo... y muy malo... parece que en la cocorota solo tengan serrin...
en fin... tu tapate, que enfermos ya nos ponen toda esa tropa...
un abrazo grande, lleno de calor!!!

Anònim ha dit...

Vi la televisión durante mi semana de vacaciones. Vuelvo a estar incomunicado.
Doy gracias por ello.

Sònia... no tan fiera... ha dit...

Es verdad Javier, pero según que periódico seguro que no sirve ni para eso! Un besazo!

Otro abrazo enorme para tí Alvaro... además, he decidido que este año voy a dar muchos más abrazos: son muy buenos para la salud del que lo recibe y del que los da.

629 no me extraña que des gracias por estar incomunicado de esa manera... aunque he de reconocer que a mi me costaria un poco... o quizás no... las tres semanas de Egipto viví la mar de bien sin saber nada de nada del exterior.. Un besazo!