.

27.10.09

In love

Si no fuera tan condenadamente bonita, sería desesperante caminar por Barcelona: coches por todos los lados, gente que se te cruza sin mirar, turistas mires por donde mires que te bloquean el paso, calles que no siguen la cuadrícula usual y te hacen caminar más de lo normal...

Pero Barcelona es así y sería imperdonable no caminar por sus calles con los sentidos bien atentos (y no sólo para que no te atropelle una bici o te lleves por delante a un turista despistado).

He llegado ya a un punto en el que cuando quiero logro parecer una altiva habitante de las que no se inmuta cuando al salir del metro se encuentra la casa Batlló y refunfuña porque no la dejan avanzar a su ritmo... pero cuando salgo de mi camino habitual y me dejo llevar, soy como una niña pequeña que no para de descubrir cosas nuevas. Aún cuando vuelvo a ver edificios conocidos, me siento como si los viera por primera vez, ya sea porque descubro una gárgola que no había visto o porque de repente miro por encima de las farolas y descubro una torre nueva...

Hoy he ido por la calle València pensando que iba por la calle Mallorca.. nada malo de no ser porque era unos de mis puntos de referencia e iba sin plano... pero ese despiste me ha proporcionado unas cuantas alegrías que he dejado para la vuelta, para poder tener la tranquilidad que te proporciona el no tener que ajustarte a un horario.

Esa vuelta ha estado llena de flores de mil colores (si llega a haber girasoles seguro que había comprado, hoy tengo el día girasol..), de tiendas con rótulos y pinturas modernistas, tiendas con "muebles para hombres" (mi curiosidad casi me hace entrar, pero sin hombre que me acompañara lo he dejado estar, por si era demasiado para mi susceptibilidad femenina)... todo eso antes de llegar a las puertas del museo egipcio, al que he mirado sólo de perfil para no caer en la tentación... tentación en la que he caído al llegar a la Casa del Llibre.

No es tanto lo visto sino lo sentido: los ojos bien abiertos, la sonrisa en la cara, descubriendo lo que quizás otras veces he dejado pasar...

... sí, Barcelona podría ser desesperante. Pero es imposible no perdonarle todos sus tics cuando te da lo mejor de ella sin pedirte nada a cambio...


(la preciosa foto de la Casa Batlló la he encontrado aquí)

14 comentaris:

Naida ha dit...

Barcelona, algo de lo que siempre he estado enamorada...palabras que no son tan fáciles de decir!

Sònia... no tan fiera... ha dit...

No, no es nada fácil de decir.. quizás con BArcelona nos atrevemos porque no nos contesta y porque parece que está por nosotras... :)

Aichhh que nos hemos enamorado de lo mismo! ;) Ves? Eso tampoco duele.. es fácil compartir..

hydrus ha dit...

pues me uno a ese enamoramiento aunque últimamente tengo la sensación de que la ciudad no evoluciona hacia donde me gustaría... pero es imposible no estar enamorada de ella... a pesar de que nuestra relación es ya bastante larga, no pasa día que no piense en lo encantadora que es...
Isa

Sònia... no tan fiera... ha dit...

Uich... no se me publicó el comentario????

Isa, creo que es un círculo vicioso: es tan bonita que la gente quiere venir de visita y a vivir y eso hace que a veces deje de ser tan bonita... Ojalá todo fuera más despacio y el encanto no desaparezca...

Esto de compartir estos amores no está tan mal...

Muakssssssssss

RAQUEL ha dit...

me uno a vuestro amor! adoro pasear sola por esas callecitas mientras escucho música en el ipod! Cuando mi jefe me envía ha hacer gestiones fuera tipo Ayuntamiento, Registros y tal... me vuelvo loca!!

besotes niñas

Sònia... no tan fiera... ha dit...

Menos mal que no somos celosas!!! jajajja

Muakssssssssss

Chayo ha dit...

No me extraño de vuestro amor...
Mi corazón pertenece a Valencia, aunque Barcelona es un lugar que me encanta y al que siempre quiero volver...

Besitos!!!

P.D.: Ahora con más razón porque tengo que conoceros... :D

Juanjo ha dit...

Barcelona es de las ciudades mas preciosas que he visto, eso si, siempre que se va de paseo, porque si no es un poco loca... si vas en coche es un caos y si encima vas de curro mas caoooo... pero si vas por pracer la cosa cambia...
bueno yo la tengo lejos la ciudad de Barcelona, asi que sigo con mi cuarto que ya estoy terminando de pponer la tarima flotante.

besos tata

Sònia... no tan fiera... ha dit...

Chayo.. sí sí, has de venirte, escaparte... te he dicho ya que hacemos una hafla el 12 de diciembre???? :) podría ser un buen momento (yo seguiré tirándote los tejos!!!)

Sònia... no tan fiera... ha dit...

Tete, comparando pocas ganan y tú te has recorrido unas cuantas!!!
Apa, a seguir trabajando.. cuando acabes ahí vente para mi habitación!!!
Muakssssssssssssss

Isabel ha dit...

jajajaja sí sí así da gusto compartir los "amores". Chayo yo también te tiro los tejos, venteeeeeeee!

Sònia... no tan fiera... ha dit...

jajajaj nos veo a todas juntas en una comuna de aquí a ná...

Amina ha dit...

M'has recordat al poema de Maragalla sobre l'Oda a Barcelona, poema que m'encanta:
"Tal com ets, tal te vull, ciutat mala:
és com un mal donat, de tu s’exhala:
que ets vana i coquina i traïdora i grollera,
que ens fa abaixa el rostre
Barcelona! i amb tos pecats, nostra’ nostra’
Barcelona nostra! la gran encisera!"
Aquesta és l'estrofa final. Llegir el poema sencer val la pena! Barcelona, la nostra ciutat. Què maca ets Barcelona els dissabtes al matí abans d'àrab, no?

Sònia... no tan fiera... ha dit...

Què maco Amina!!!

:) jajajaj és maca abans i després d'àrab, amb focaccia y capuccino o amb una mini pizza de formatge i ceba... i fins i tot, acompanyada de castanyas!! ;)

Petons!!